domingo, junio 07, 2009

Sabor a verano.

Mis pasos acarician el paso de la aventura. Ella siempre está ahí, vestida de ciudad, quizás desconocida, o de campo o de mar...

Tras la caminata inmensa del sábado, la noche me acogió en el regazo de sus estrellas de sueños y no me dejó despertar mientras duró su canción. Andar, andar sin cesar, suele ser un excelente antídoto contra posibles insomnios enemigos; un hombre, que se levanta de su sedentarismo, decide tomar la aventura de su vaso de cristal y sus pies respiran libertad, nadando en pasados presentes.

Domingo. Un día y el dorado rey del cielo nos recibe, con un poco de viento, eso sí.

Lo Pagán ( Murcia, al sureste español) exhibe su ambiente de verano. Pero, Lo Pagán tiene algo muy, muy especial: lo que alguna gente suele llamar Los Barros. Los Barros son un conjunto de aguas estancadas con cieno. La gente, se embadurna, se envuelve en ese peculiar vestido gris oscuro que conforme el sol lo vaya estrujando entre sus dedos de fuego pasará a ser gris claro. Meterse ahí es como pisar una esponja bastante pringosa.

Alguna gente, habla de milagros curativos:

- Pues a mí desde que me meto ahí, ya no me duele la rodilla.

Dicen que este barro sirve para problemas reumáticos sobre todo y para la circulación. Yo no puedo asegurarlo, ya que a mí no me pasa nada. Lo que sí que noto es una piel suave como la seda. Mi pariente también se la toca.

- Está como un guante.- Asegura.








El sabor del verano, nos alcanzó, nos envuelve, nos empapa en sus gotas candorosas pero, también en su buena cara que nos hace abrazar mares inmensos, absorber la frescura de un refresco... Sin duda, sabor a verano.







¡¡Sí!! ¡¡¡Sabor a verano!!! Oh!! Yeah!!

6 dicen bla,bla,bla:

Reithor dijo...

Anda, yo he estado ahí. Aunque la parte de los barros milagrosos me la salte (no así la curva durante la noche). Si voy por allí en algún momento, cosa que no sucederá en el futuro inmediato pero si en el de después, te aviso :)

Patricia dijo...

Y le encontraste un buen motivo para jugar en el barro he?! bueno, esta bien, cualquier justificacion es buena con tal de divertirse! despues de todo es verano y que VIVA el verano!!
yuhuuuuu!!
besos,

Bartok dijo...

Caramba, que interesante lugar. Bueno, por aquí también hay un montón de plantas y grasa que prometen cuaciones milagrosas. Bueh, no me consta, pero hay testimonios que lo afirman. Una es la baba de caracol, que dicen, tiene la propiedad de atenuar las arrugas y borrar cicatrices. Curiosidades turísticas, siempre serán un gancho para atraerlos. Un abrazo.

Dinorider d'Andoandor dijo...

Lagun modelo???

acá también hay unos sitios a los que le atribuyen propiedades así y mucha gente les tiene fe.

Anónimo dijo...

Esto de los barros, que es como se conoce el lugar, está en las llamadas Salinas (que es de donde sale la sal que tomamos todos en las comidas). Esta salina en particular poco a poco ha quedado para la gente debido a que poco a poco ha sido invadida por multitud de personas que ven en ella una serie de propiedades (que de hecho están analizadas por la Universidad de Murcia). Antiguamente estaba prohibido meterse, pero el turismo manda, y al final se habilitaron los accesos para que todo el mundo pudiera darse los "barros" sin problemas. (Las masas dejan dinero, y hay que mimarlas).

pamela dijo...

QUE MONO EL PERRITO