viernes, diciembre 28, 2007

Sorpresa en el armario.



Debería de tener unos 19 años, o quizás algo menos. Me dirigía a mi habitación, dispuesta a dormir pero, no podía iniciar tan reparadora actividad, sin antes comenzar el mismo ritual repetitivo de todas las noches: mirar debajo de la cama; mover el colchón para luego volverlo a dejar en su mismo lugar ; comprobar que la ventana estuviera bien cerrada o al menos la persiana ; echar una ojeada detrás de la puerta, y el último paso: abrir el armario empotrado y mirar cada rincón del reducido espacio ¿Qué esperaba encontrar? Tal vez,algún tipo de ser maligno, como un asesino que estuviera allí esperando pacientemente el momento más adecuado para matar, escondido, calculando movimientos (¿un asesino espera a matar?) ¿Por qué iban a querer matarme? Pese a que no habían razones, yo seguía siempre bien tozuda, ignorando estas preguntas "Más vale prevenir que curar" , era mi lema ¿Por qué esta inútil inspección? No lo sabía pero, tenía tanto miedo por aquel entonces, que era mi antídoto para dormir.

Aquella noche, como siempre, antes de permitirme caer en el mundo de los sueños, inicié la habitual revisión. Todo iba bien, hasta que abrí el armario ¿Qué le pasaba al armario? Nada, aparentemente estaba todo normal; no había ningún ser maligno, ni ningún coco que me quisiera comer ¿Entonces? Entonces fue cuando apareció; una voz susurrada, que casi podría afirmar que era de mujer; esa voz que salió de la nada...

- Holaaaa- susurró.

Me dió un vuelco al corazón; dí una patada fuerte en el suelo, que fue el anuncio de mi marcha precipitada de mi habitación y con ella ese mensaje implícito -Socorro, ¡¡¡S-O-C-O-R-R-O!!!-
¿Nuevo refugio? La habitación por aquel entonces, de mi hermano. Dudé en dirigirme a él; me quedé mirándole un poco; ahí estaba entretenido con su ordenador y temía que me diera una mala contestación. Sin embargo, mi hermanito me sorprendió.

-¿Qué te pasa?

Le expliqué lo sucedido, sin poder sacudirme ese temor que había tomado morada en todo mi cuerpo.

-Vamos a ver... - accedió.

Observó la habitación.

- Yo no veo nada -dijo-Anda, vete a dormir - y se alejó.

Ahí me quedé, perdida en la penumbra del pasillo, levemente interrumpida por la luz procedente de mi habitación; allí frente a la puerta, encogida de terror, totalmente indecisa : - ¿Entro? ¿No entro? Sí, no; no, sí...- ¿Cuántos minutos pasaría así? No lo sé. El correr de minutos, segundos, milisegundos... ...un correr inútil , no era capaz de cogerlos con mis manos y emplearlos en hacer algo (lo que fuera) tan sólo los veía pasar; un correr al que puse fin diciéndome:

-Venga, Esther, no pasa nada; te lo habrás imaginado- así me armé de valor y entré a la habitación y me enterré bajo las sábanas. Dormiría;así ignoraría mejor.

El tiempo, la luz colándose entre las rendijas de la persiana, me sacaron de mis fases de sueño ¡¡No me había pasado nada!! Estaba viva y todo era normal.

¿Qué pasó aquella noche? ¿Un fantasma?

Más tarde, me dijeron que posiblemente, fue una voz que se quedó grabada en mi cerebro, de alguien que en el pasado, quizás siendo bebé, me dijo algo.

Yo más bien creo que ese día estaba tan sugestionada, que yo misma la creé.

Consejo: no os obsesionéis mucho con vuestros miedos o con cosas del más allá, que ya véis lo que puede pasar... ...no a todo el mundo pasa y no siempre... ...pero, la posibilidad existe y es real.

7 dicen bla,bla,bla:

Manuel dijo...

a veces uno se sugestiona demaciado y empieza a ver cosas u oir cosas y son solo nuestra mente...

digler dijo...

vaya susto...supongo que a veces nuestros temores se suman a nuestra imaginación para jugarnos malas pasadas

la dueña dijo...

COMO SIEMPRE MI ABUELA TIENE RAZON EL MIEDO ES MAS GRANDE SOLO SI L A MENTE LO PERMITE..
BUENA HISTORIA


TE DEO UN FELIZ AÑO CON MUCHOS Y MJEORES EXITOS QUE EN ESTE HAYAS OBTENIDO MIL BESOS DESE EL OTRO LADO DEL CHARCO.

Brujita dijo...

me has recordado una sensacion que tuve yo una vez... no fue una voz, sino la presencia de "alguien" igual me aino y la cuento :)

Feliz año

Besos

Dinorider d'Andoandor dijo...

jajaja

yo también reviso bien todo

a mi me pasó algo así de chico pero no dije nada a nadie pues me dio una mezcla de miedo y vergüenza, pero sí me asusté

El Diario de María Elena dijo...

Hola Esther!!!! Por aqui me tienes de nuevo, leyendo tu historia, y te contare que hoy me quedo solita en mi casa, porque mi esposo esta de guardia...buuuu, mejor no reviso nada, cierro todas las puertas bien seguras y me duermo...

Dragón del 96 dijo...

Ni que decirlo... yo sé que nada de eso existe, pero por siacaso, siempre cierro bien mi ropero para evitar cualquier cosa... digo, no?

Slaudos.